Sue Fletcher-Watson - University of Edinburgh (Reino Unido)

Sue es psicóloga del desarrollo en la Universidad de Edimburgo, en el centro Patrick Wilde para el estudio del autismo, la discapacidad intelectual y el síndrome de X Frágil. Ella está involucrada en una amplia variedad de proyectos orientados a explorar el uso de las tecnologías en el autismo para la intervención educativa y la medida del progreso. Entre 2010 y 2014 ha dirigido un equipo que ha desarrollado una nueva app de iPad para niños en el espectro del autismo, y posteriormente publicó un ensayo aleatorizado y controlado sobre los efectos de jugar con la app. Al mismo tiempo ha lanzado un grupo de interés especial en autismo y tecnología, gestionando un boletín mensual que cuenta con más de 300 suscriptores en todo el mundo, lo que ha dado lugar a una fuente de información estable sobre autismo y tecnología: www.asdtech.ed.ac.uk. Ella colabora con diversas empresas para desarrollar tecnologías para usuarios con autismo y ha investigado el uso de las tecnologías en el aula y en el hogar, utilizando métodos cualitativos para recoger descripciones detalladas de las experiencias de usuario. Más recientemente, ha comenzado a asesorar a la BBC, uno de los canales de televisión líderes en el Reino Unido, para que sus juegos online y apps resulten accesibles para los jugadores con autismo. Sus proyectos de investigación actuales incluyen el desarrollo de una nueva herramienta tecnológica como apoyo al juego de ficción en el autismo, y la evaluación de los efectos del uso de juguetes y juegos digitales en la interacción de los niños con autismo son sus iguales. Sue ofrece regularmente formación sobre los muchos usos de la tecnología para apoyar a los aprendices con autismo en diferentes entornos y su web ofrece revisiones sobre la evidencia científica disponible acerca de apps, así como guías para padres y profesionales, entre otros recursos. Puede encontrar más información acerca del trabajo de Sue en la dirección www.dart.ed.ac.uk y en el twitter @suereviews.

¡LEE LA ENTREVISTA!

Verónica Pensosi ha entrevistado a Sue Fletcher-Watson para ITASD:

P: Hola Sue, eres psicóloga del desarrollo en el centro ‘Patrick Wild’ para el estudio del autismo de la Universidad de Edimburgo. ¿Puedes describir más a fondo to trayectoria y tu relación con el autismo?

Me interesé por primera vez por el autismo cuando era voluntaria en una escuela para niños con necesidades educativas especiales, cuando era una adolescente. Esa experiencia como voluntaria me ha hecho tomar diferentes decisiones durante mi carrera. Estudié psicología, especializándome primero en psicología del desarrollo y después en autismo para mi tesis doctoral. Me interesan las formas de trabajo que combinan métodos rigurosos dentro de la psicología –incluyendo los estudios cualitativos bien diseñados- con cuestiones que son realmente importantes para la comunidad y los profesionales. En todos mis proyectos intento trabajar de muy cerca de las personas con autismo y de quienes les apoyan.

P: ¿Puedes contarnos algo más sobre tus proyectos en los que exploras el uso de la tecnología para la educación, los apoyos y para medir el progreso?

Comencé mi trabajo en tecnología y autismo liderando un proyecto en el que creamos una app diseñada para ayudar a los niños con autismo de prescolar a desarrollar sus capacidades iniciales de comunicación. Durante el proyecto desarrollamos varias sesiones de diseño informado, pruebas formales de las herramientas y evaluamos la app en una ensayo controlado y aleatorizado. Desde entonces he iniciado varios proyectos sobre autismo y tecnología, que incluyen evaluaciones de cómo se utilizan las tecnologías en el hogar y la escuela, el desarrollo de nuevas tecnologías como apoyo para el juego, e investigaciones sobre los efectos de la tecnología en la interacción social con sus iguales.

P: Estamos muy interesados en su ‘grupo de interés' en tecnologías y autismo. ¿puedes contarnos algo más?

Este grupo de interés especial se ha reunido durante tres ocasiones sucesivas en el Encuentro Internacional de Investigación en Autismo (IMFAR de sus siglas en inglés). Ha supuesto una oportunidad muy valiosa de reunir investigadores de muchas disciplinas, junto con representantes familiares y algunas empresas. Desde esa perspectiva me queda muy claro que el campo de la tecnología y el autismo requiere de trabajo interdisciplinar para producir soluciones exitosas y que hayan sido evaluadas.

P: ¿Cuáles fueron los resultados en España de tu encuesta del uso de la tecnología?

Circulamos una encuesta preguntando a las familias cómo utilizaban las tecnologías con sus hijos con autismo en el hogar y sobre su opinión sobre ese tema. La encuesta se hizo en Reino Unido y en España, y más recientemente en Bélgica donde aún estamos recopilando los últimos datos. En general, las familias españolas mostraron una actitud más relajada hacia el uso de las tecnologías por parte de sus hijos con autismo. Los padres de todos los países eran conscientes de los beneficios potenciales de las tecnologías en el desarrollo de habilidades, pero los padres españoles no estaban tan preocupados por cuestiones tales como la conducta obsesiva o el uso excesivo de las tecnologías. Nos preguntamos si esto es así debido a que la prensa española no distribuye tantos titulares alarmistas acerca de la tecnología – estos aspectos (que raramente se apoyan en algún estudio) son algo muy habitual en el Reino Unido.

P: Eres asesora de la BBC, para el desarrollo de juegos online y apps accesibles para niños con TEA. ¿Puedes explicar básicamente en qué consiste tu asesoramiento?

Principalmente está relacionado con cuestiones de accesibilidad. Detalles como minimizar la necesidad de lectura, eliminar contenidos visuales con demasiado contraste o sobre-saturados y ofrecer tantas opciones de personalización como sea posible. La BBC está desarrollando un nuevo show de TV, escrito por guionistas con autismo y con actores con autismo, acerca de un niño con autismo. Así que hablamos sobre cómo extender eso a un juego de ordenador, no solamente para niños con TEA, pero también para sus iguales sin autismo, con el fin de promover su aceptación y el conocimiento del autismo.

P: Este no es tu primer ITASD. ¿Qué impresiones tienes del Congreso? ¿Cuáles son tus expectativas para esta edición?

Lo que más me gusta es que reúne tanto a personas del mundo académico, como a la comunidad del autismo y a los desarrolladores. Creo que solamente de esta manera se pueden producir tecnologías de alta calidad que permitan responder a las necesidades de las personas con autismo y que, deseablemente, tengan algún beneficio (sea este el aprendizaje de nuevas habilidades o simplemente el acceso a oportunidades de ocio). ¡También estoy deseando visitar Valencia!

Website:
DART